lunes, 28 de noviembre de 2011

Bienvenidos visitantes del taller de narrativa UPV

Sólo un saludo a los alumnos del taller de narrativa UPV de Valencia. Como veréis tengo un poco abandonado el blog, pero pronto (no sé cuándo) lo pondré al día. Saludos y ánimo con la escritura y con este curso.

miércoles, 6 de octubre de 2010

Ensayo sobre la ceguera

Por fin de vuelta a lo mío: la lectura. Como homenaje a Saramago, leerle es lo mejor. Y, desde mi punto de vista, éste es su libro más representativo. Elegí mal momento para leerlo, no os recomiendo empezarlo si tenéis un problema de salud visual, como es mi caso actual. Pero aquí ha salido mi vena rebelde, "no debo leer el libro", "me voy a psicotizar", "es el peor momento"... Hasta mis familiares me han insistido en que no lo leyese con lo que tenía encima. Pues casi sin verlo, pero enganchada completamente a una historia que no me era ajena, me lo he leído completo y lo he sufrido como el que más. Quizás la que más. Advierto de que se trata de un libro para sufrir, y sufrir mucho. Por las epidemias, enfermedades, etc. pero también por la maldad humana, por lo más bajo del ser. En cuanto a la escritura de Saramago, me ha parecido original, excéntrica y maravillosa. Su originalidad no engancha tanto como la de Salinger o Hemingway, pero sí más que la de Paul Auster, lo que me ha sorprendido bastante ya que no puedo evitar ser fan de Auster. Saramago es un Nobel bien merecido, no cabe duda. Os recomendaría leerle por ese estilo tan extraño y humano que lo hace distinto a todos. Pero no os recomendaría leer este libro concreto de él, y menos si estáis deprimidos por la crisis. Probad con el del viaje del elefante y ya me contaréis si es tan triste como éste. Éste libro es el más triste e impactante de los que he leído en mi vida. Ya lo descubren en la contraportada: conmovedor. Te revuelve por dentro.

viernes, 15 de mayo de 2009

Cómo soportar la sequía de la lectura

Como ya expliqué en la última entrada, al paso que llevo voy a acabar abandonando el blog. El trabajo y los estudios no me permiten leer más que revistas y cómics. Es que Maitena me tira mucho, y siempre acabo releyendo sus chistes, no hay nada como una pequeña carcajada antes de ir a dormir, así que mis pobres libros, abandonados. Es que ya me cansa mucho leer para el estudio, y no me veo capaz de leer cosas con enjundia. De momento, ya digo, un blog de libros es complicado de llevar teniendo en cuenta que ¡no leo!
Así que ante la perspectiva del abandono inminente por falta de tiempo, os dejo algunas ideas para momentos de estrés, que es lo que yo estoy pasando ahora mismo: música, meditación, ejercicio, técnicas de relajación, y mucha filosofía, y si fuera necesario a encomendarse a los Dioses, como decía Hesiodo rezándole a Zeus para que hiciera justicia.
En fin, que haré una pausa, con perdón del personal, y cuando tenga más tiempo lo retomaré, si me es posible, claro. Si no, pues nada, chao y hasta muy pronto...

jueves, 23 de abril de 2009

Moltes felicitats, feliç Sant Jordi!

Ahora que estoy lejos de Tarragona ya echo de menos Sant Jordi, me disculpo porque problemas de mudanza y traslados, etc, así como circunstancias personales me impiden llevar el blog como me gustaría, y sobretodo leer tanto como querría. Tengo un poco lejos mi biblioteca habitual, y algunos libros empezados pero paralizados a mitad, estoy trabajando demasiado y no puedo leer más que libros de estudio, no de ocio, como me encantaría. A ver si en los próximos meses consigo leer algo más, pero no prometo nada. Mi blog tampoco parece funcionar muy bien, hay cuentas que ya no las hace. A ver si con esta publicación lo desbloqueo. Para quienes hayais disfrutado de Sant Jordi en Cataluña, enhorabuena, aprovechad los descuentos y a comprar. Y en particular os deseo mucha felicidad, leyendo o sin leer, y muchas rosas, que son preciosas, y nunca pasarán de moda. Gracias por vuestra comprensión.

martes, 14 de abril de 2009

Kafka en la orilla

Cuando este libro se leyó el año pasado en el club de lectura de Tarragona me fue imposible leerlo porque tenía que estudiar mucho, como ahora, por eso se espacian tanto mis publicaciones en el blog, lo siento mucho, y lo digo ahora, y con antelación de lo que seguirá ocurriendo los próximos dos meses. Pero se habló tan bien de este libro en el club que no he cejado en mi empeño hasta conseguir leerlo, de hecho hasta se rumoreó que el autor podría ser un posible premio Nobel de literatura, cosa que creo sinceramente que se merece. No tengo palabras para describir esta novela. La mejor que he leído en mi vida, por el momento. Este autor merece que se reconozca que se puede ser contemporáneo y ser mejor que los antiguos, por mucho que a los editores que prefieren los clásicos les pese, sobretodo por el tema de los derechos de autor. De ahora en adelante este autor es mi referente, en estilo, en historia, en trama, en misterio, en magia...Lo tiene todo. Y no quiero destriparle la historia a nadie, es muy japonesa, estilo "el viaje de Chihiro", por si alguien ha visto este film de dibujos animados, pero mucho mejor. Un viejo que habla con los gatos, un adolescente que se ha escapado de casa, algo truculento, espeluznante incluso, pero si el autor sabe escribir, como es el caso, todo está perfectamente hilvanado. Murakami: la perfección.
Puntuación (0-50): 45

viernes, 27 de marzo de 2009

El rumor del oleaje

Sentía una enorme curiosidad por este autor, Yukio Mishima (1925-1970), del que es más curiosa su biografía que su extensa obra pese a lo temprano de su muerte. Se suicidió ante las cámaras de televisión a los 45 años mediante el rito del Sepukku (que consiste en empezar practicándose a sí mismo el Hara-kiri, y que posteriormente otro te separe la cabeza del cuerpo con una catana). Es un escritor que estuvo apunto de recibir el premio Nobel tres veces a los 40 años, pero al que no se le dio por sus ideas políticas más bien fascistas. Su verdadero nombre era Kimitake Hiraoka, pero prefirió que se le conociese como Yukio, que es el nombre de un monte de Japón. El libro del rumor del oleaje dicen que no es muy representativo de este autor, que es demasiado romántico, y sus libros solían ser más brutales y duros. La historia de amor que cuenta en este libro es una historia sencilla, acaecida en un pequeño pueblo-isla japonesa con un final feliz. Su estilo y técnica indudablemente son de Nobel de literatura, pero para mi gusto hace demasiadas descripciones, y pese a ser un libro de sólo 200 páginas, transcurre muy lento y es un poco espeso. Si hay que elegir un autor japonés definitivo prefiero a Haruki Murakami, si bien reconozco que Yukio Mishima es el exponente de la literatura japonesa de su época, y que merecía un reconocimiento mayor.
Puntuación (0-50): 35

lunes, 23 de marzo de 2009

El guardián entre el centeno

Es extraño que no hubiese leído aún este clásico de la literatura, pero así era. Y ahora que lo he leído entiendo muchas cosas. Había oído hablar de Salinger en muchas ocasiones y sentía ya una enorme curiosidad respecto a ésta, su obra maestra, y prácticamente única. No entendiendo demasiado la personalidad de este autor, pero sí valoro su frescura. El estilo de Salinger es tan refrescante que no puedes evitar continuar leyéndolo aunque el tema no te interese demasiado. Las aventuras en Nueva York (el viejo N.Y. de los años, no sé, cuarenta) de un adolescente que odia a todos y a todo, es un tema que en principio no me resulta atractivo en absoluto. Pero está claro que lo importante es que el escritor sea un genio para que cualquier cosa pueda interesarte. Si el estilo es como el de Salinger, todo se convierte en interesante. Hay algo de Salinger que sí destaco: Se adelanta a su tiempo. En su descripción yo creía estar en los años 80, pero no en un tiempo tan pretérito. Me doy cuenta de que hay escritores futuristas, y otros que parecen ser de épocas pasadas y son de ahora mismo.
Puntuación (0-50): 35